Etiquetas

, , , , , , ,

seralini

El famoso paper que ligaba maíz transgénico y cáncer en ratones ha sido retirado por los editores de la revista “Food and Chemical Toxicology”. la noticia salió en Nature:

http://www.nature.com/news/study-linking-gm-maize-to-rat-tumours-is-retracted-1.14268

Se trata del último episodio del affair Sèralini. El culebrón empezó hace aproximadamente 2 años, cuando  publicó el controvertido paper (el pdf abajo). La noticia se lanzó en rueda de prensa conexcepcionales medidas de seguridad (los periodistas firmaron un compromiso de confidencialidad que les impedía hablar con otros científicos). Esto es algo inusual para la comunidad científica.

En general, la prensa  se lo tragó tal cual sin cuestionarlo. Por ejemplo, esta es la noticia de El Mundo:

http://www.elmundo.es/elmundo/2012/09/19/ciencia/1348073888.html

El País lo hizo bastante mejor:

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/09/19/actualidad/1348077416_159661.html

(Aunque ninguno de los dos periodistas se lo había leído) ¿Sería tan difícil?

Numerosos científicos expresaron en seguida sus dudas acerca de la validez del ensayo. Muchos firmaron (sin éixito) una petición para que Sèralini desvelara más datos:

http://www.ipetitions.com/petition/dr-seralini-please-release-data

La EFSA (Agencia Europea de Seguridad Alimentaria) hizo una crítica demoledora respecto a la metodología del trabajo:

http://www.efsa.europa.eu/en/press/news/121004.htm

En esencia, esta institución afirma que los métodos empleados no permiten sustentar las conclusiones del trabajo. Critica particularmente la elecciónde una estirpe de ratón extraordinariamente proclive a desarrollar tumores. Además los controles eran insuficientes y la muestra demasiado pequeña.

También se han hecho críticas respecto a las conclusiones del trabajo. Cabe destacar el hecho de que no se vea un efecto proporcional a la dosis. Es decir, si el maíz transgénico fuera el causante de los tumores y los ratones han sido alimentados con 3 dosis diferente de maíz, esperamos que a mayor dosis haya mayor frecuencia de tumores. Esto no es lo que ocurrió en el el experimento, donde en varias ocasiones ratones alimentados dosis bajas o intermedias tenían más tumores que los de  las altas.

Más importante, Otros estudios similares posteriores no han corrobrado las conclusiones de Sèralini; aunque naturalmente, esto no ha tenido tanta cobertura mediática.

Ricroch, Agnès E. (2013). “Assessment of GE food safety using ‘-omics’ techniques and long-term animal feeding studies”. New Biotechnology 30 (4): 349–54. doi:10.1016/j.nbt.2012.12.001. PMID 23253614

Sin duda, la revista no debió publicar el paper en primer lugar. Al retirarlo, los editores están reconociendo implícitamente que cometieron un error.

El estudio ha sido retirado oficialmente, pero ¿lo retirará Greenpeace de su página web?

Hoy por hoy, no hay evidencia científica que demuestre que las plantas modificadas genéticamente perjudiquen a la salud humana. Si alguien piensa que no es así, le ruego que me envíe el pdf correspondiente y lo leeré con mucho interés.

paper: 1-s2.0-S0278691512005637-main

PS: El pdf que descargué del sitio web de la revista tiene unas zonas negras en las figuras. Ignoro la causa.

Anuncios